.

Para mí es una obra un tanto caótica. Curiosa. Vivimos una época en que todo se magnifica y engrandece para justificar criterios establecidos, en este caso la fama de un escritor. No está mal, entretiene, hace pensar, pero a mi entender no especialmente. Para su tiempo pudo causar más impacto como así fue. En su momento fue una obra moderna, e innovadora.

9781535212601-ukUn problema es el de la traducción. No se coge en la versión que he leído en español el juego de palabras que propone Wilde entre “earnest” que quiere decir en inglés “serio” u “honesto”, con el nombre Ernest. La idea sería: La importancia de ser honesto. Pero el nombre tiene su historia. Un enredo que con este juego aun se hace más complicado ya que se pronuncian ambas palabras de la misma manera. Para algunos la traducción debería ser: “La importancia de ser formal”. Su subtítulo fue “Comedia trivial para gente seria”.

Archibaldo y Ernesto Gresford son dos vividores. El primero ha inventado a un personaje, Bunburys, que le permite ausentarse, por eso se considera un “bunburysta”. El segundo está enamorado de Susana, ella también de él por el nombre. Se habrá de suponer que por ser “serio” u “honesto”. No tiene familia porque apareció de pequeño en una maleta, que guarda.

Una de las ideas que se fraguan en una frase es que la esencia misma del romanticismo es la incertidumbre. Otra más de la época es que las mujeres no se casan con hombres que filtrean. O que la verdad no es pura ni simple y la literatura es imposible. “La belleza es una celada”. Según Archibaldo todo hombre debe casarse. Denuncia que la crítica literaria la hacen analfabetos. Afirma: “Hoy todo el mundo es inteligente; Ojalá hubiera más tontos, para que hablen de los inteligentes”. Para Susana la mujer se sacrifica mas que el hombre en el amor. “Demasiada gente orina en Londres”.

Archibaldo es un impostor, se hace pasar por el hermano o amigo de alguien que ha muerto. Pero ¡oh destino! Resulta que Ernesto es, en verdad, su hermano mayor. Mis Prim, la institutriz, cuenta que apareció en una maleta, hace treinta y cinco años y con un libro. Supieron por éste que su padre se llamó Ernesto.

wilde_earnestArchibaldo se iba a casar con Celia, prima suya de espíritu “quijotesco”. Se escribe cartas ella misma y fantasea con el amor, lo que plasma en un diario en el que mezcla sueños, deseos y realidad. Se casará pasados sus treinta años y habiendo llevado un “celibato apasionado”. Para Miss Prim los hombres ociosos acaban solteros.

Al final los dos protagonistas se casan con sus respectivas pretendientes.

Es una obra que forma parte de la historia del teatro. Para mí es más historia que teatro, por mucho que se mitifique y mistifique. Tiene sus vericuetos, sí. Hoy las formas de amar y de no amar han cambiado. De todas formas será difícil trasladar al teatro hoy en día lo virtual, porque no existe, o aparentemente existe, pero vacío. Pero no sé. En fin que cada cual saque sus conclusiones cuando la lea. Para mí que es una burla, sátira, sobre los convencionalismos, en tanto que los dos vividores se casan, luego hay pasiones, atracciones que superan las costumbres y la moral de una sociedad, no es tan importante ser “serio”, “honesto” u “honrado”, claro que si creen que eres todo esto ayuda. No parece tan importante llamarse Ernesto. Por cierto la traducción del título es nefasta. 

.

Si quieres ejercer el mecenazgo con mi labor de escribir, he aquí una manera sencilla. Gracias:
paypal

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s